“Lejanìa de tì”

“Lejanía de ti”

Aquí en la lejanía,
tengo una tristeza,
nunca deseé estar así,
“esto nunca pensé me pasaría”.

Que a mí esto me pasaría,
que tú tan lejos,
te olvidaras de mí,
“que poco signifique para ti”.

Y yo amándote ,
con todo mi corazón,
y la pregunta que me “carcome”,
¿dónde quedó nuestro amor?.

Maldito este castigo,
al viento le digo,
mis suspiros le lanzo,
“por qué sufrir esto que te digo”.

El viento es el testigo,
de mis sentimientos,
pero mucha calma y sosiego,
“para sentirla siempre pido”.

Me libre de este mal,
un mal de amores,
que nunca va a terminar ,
“si lo consigo soportar”.

Te prometí amarte,
protegerte y cuidarte
por cosas del destino,
“me vine abriendo camino”.

En vez de esperarme,
de otro corazón,
tú te enamoraste,
“señor mío ayúdame”.

Deseo de esto sanarme,
no hay peor enfermedad,
que un mal de amores,
“y un corazón sin sanar”.

Con un corazón destrozado ,
siguiendo estando enamorado,
las lágrimas son ardientes,
“cuando salen tan dolientes”.

La sangre ardiente,
sangre de los sentimientos,
que nacen de mi corazón,
“con dolor sigue sangrando”.

Este corazón herido,
que hoy sufre por amor,
sin encontrar consuelo
“a este gran dolor”.

Un dolor tan grande,
que está en mi interior,
doliendo en mis adentros,
“que me arden por dentro”.

Muy vivamente sin parar,
sin dejarme de respirar,
para volver a sentir,
“tu amor tan puro”.

Aunque ahora me duela
ya es ajeno el tuyo,
eso lo hace más agudo,
“saber que ya lo he pedido”.

Más intenso cada vez,
que en ti pienso,
por qué sufro este castigo,
“escucha lo que te digo”.

Cuándo pasará este dolor,
que me libere,
de mis sufrimientos,
“aunque a la muerte me entregue”.

Este gran dolor ,
que tengo tan dentro,
que me arranca el alma,
“sacándome el corazón de adentro”.

Me falta la respiración,
no tengo ilusión,
ni tampoco hambre,
“siento que me sobra la vida”.

Nada me calma ,
mi único sosiego,
que me puede calmar,
“eres sólo tú”.

Pero eso ya es historia,
necesito pasar página,
y liberarme de esto,
“de este dolor que siento”.

Tengo tanto dolor de corazón,
el tormento de sentimiento,
libérame con tus palabras,
“aunque sólo sea un momento”.

Con sólo escucharte,
puedes ser mi salvación,
ayúdame a encontrar,
“de nuevo mi felicidad”.

Aclárame las ideas,
aunque sea por última vez,
no dejes que tu silencio,
“termine de enterrar mis sentimientos”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

“La vida”

La vida es un minuto,
en ese corto tiempo,
puede marcarnos la vida,
“para bien o para mal”.

En un minuto de gloria,
te puede hacer de estar,
saboreando la vida exitosa,
“te puede engrandecer con la victoria”.

O te puede hundir profundamente,
en lo amargo de la derrota,
dejar de sentirse tocando el cielo,
“para sufrir el fuego del infierno”.

La vida es un minuto,
puedes pasar del esplendor,
al fracaso sin compasión,
“ese es el juego de la vida”.

De ser el mejor,
a desear desaparecer,
sintiendo tan amarga sensación,
“pidiendo por favor tierra trágame”.

La vida es un minuto,
un minuto para ganarla,
o un minuto para perderla,
“saborear la victoria o sufrir en el fracaso”.

Ese no es el caso,
pero lo que es cierto,
en ese corto tiempo,
“puede ocurrir de todo”.

Se gana la gloria,
también se hunde en el infierno,
pasar de tenerlo todo,
“a quedarte sin tener nada”.

La vida es un minuto,
un minuto para ilusionarse,
pero si te desesperas,
“también puede ser para acabarse”.

Depende de la situación,
puede ser buena,
pero también de malas ,
“depende de la energía que le mostremos”.

Si no tienes perseverancia,
no hay acción ,
que te cause deseos,
“para tener una buena reacción”.

La vida en un minuto,
puede ser o no ser ,
para estar despierto,
“o para soñar despierto”.

Todo en un mismo,
minuto del tiempo,
un corto espacio,
“pero también puede ser un calvario”.

La vida es un minuto,
de ser el rey,
a ser el más buscado,
“ahí es la cuestión”.

De sentirse estar dentro,
o estar en el sitio equivocado,
pero el hecho de estar,
“siempre debe de ser acertado”.

La vida es un minuto,
más vale perder,
un minuto en la vida,
“que la vida en un minuto”.
Para saber cómo te sientes,
debes preguntarle a tu corazón,
pero en ese tiempo,
“saber si eres feliz tú”.

Te puedes ahogar,
en un vaso de agua,
si un día es triste,
“si te amarga algo en tu interior”.

Pero si estás,
en un día depresivo,
es un día perdido,
“y no vuelves a vivirlo”.

la vida es un minuto,
donde para estar felices,
será la cara de felicidad,
“y disfruta tu felicidad siempre”.

Ese es tu mayor tesoro,
que no se compra,
ni se vende,
“se vive y se disfruta”.

Para ser feliz y estarlo,
sentirse feliz es todo,
esa es la esencia,
“que recibimos de la vida”.

Puede que sólo sea,
un minuto en la vida,
pero si perdemos la oportunidad,
“nunca jamás se nos brindará”.

La vida es un minuto,
vive la vida intensamente,
y no la pierdas nunca,
“en un triste minuto”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

“La linda flor”

Hola mi amor,
hoy es un día especial,
eres lo mas grande,
“que ha llegado a mi vida”.

Y hoy en este día,
por eso te obsequio,
con un humilde regalo,
“pero de todo corazón”.

Yo sé que no es mucho,
pero te la regalo ,
con mucho cariño,
“espero no lo desprecies”.

Puede ser poca cosa,
porque sólo sea,
una linda flor,
“pero está llena de sentimiento”.

Te la mando con cariño,
llévala contigo siempre mi amor,
guardada junto al corazón ,
“pero que siempre sientas su amor”.

Es un humilde regalo,
recíbelo como ofrenda.
de mi gran amor,
“así te la ofrezco yo”.

Para que durante el día,
veas su hermosura,
y la sepas apreciar,
“y siempre los valores del cariño”.

Así fué el motivo,
con el que te la escogí,
ella es tan hermosa,
“sólo que te envidia ti”.

Y por la noche,
cuando no me veas a mí,
duermas con su frescura,
“disfrutando de su belleza”.

Es una maravilla,
de la naturaleza,
y cada vez que la mires,
“te acuerdes siempre de mí”.

Espero que nunca,
sientas celos de ella,
porque sea tan linda,
“pero mucho más bella eres tú”.

Esta es la gran verdad,
para que siempre esté contigo,
ya que yo no puedo estar,
“y no sientas la fría soledad”.

Sepas que este amor,
está siempre contigo,
te acompaña en tus sueños ,
“disfrutando en cada momento”.

Ya sean sueños felices,
o en los sueños de pasión,
imaginándonos juntos los dos,
“a pesar de la distancia”.

No olvides nunca,
una flor es,
un sentimiento puro,
“dentro una regalo humilde”.

Una noble forma,
de mostrarte mi amor,
aquí te regalo ahora ,
“esta hermosa rosa”.

Un humilde obsequio ,
para que lo cuides,
te entrego también la llave,
“de mi corazón para ti”.

Eres dueña y señora,
ya tienes este tesoro,
solamente para ti,
“te lo entrego con mucho amor”.

Ya es sólo tuyo,
ahora mi corazón,
está en tu mano,
“como esta flor llena de amor”.

Debes de regarla moderadamente,
se riega día a día,
riégala con cariño,
“día por día para que se sienta viva”.

Ella te responderá con amor,
este amor puro y sincero,
y hoy más que nunca,
“no olvides que te regalo esta flor”.

Aunque humilde sea el regalo,
no te olvides nunca,
te digo con fuerza,
“amor mío lo mucho que te quiero”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

“La Mancha me seduce”

La tierra de mi corazón,
mi noble y auténtica tierra,
repleta grandes corazones,
“donde te cautivarán sus bellos rincones”.

Es un maravilloso lugar,
disfrutando de su gastronomía,
comenzando con las migas mañaneras,
“tomando fuerza para todo el día”.

Pueden ser para comenzar,
un rico manjar para desayunar,
pero en “la mancha”,
“con hambre nunca te vas a quedar”.

No te quedarás ahí,
porque hasta las cazuelas,
con carne de cordero están enteras,
“asado o guisado según quieras”.

Para abrir el apetito,
con buen queso de oveja,
suave o picante,
“según si estaba al natural en aceite “.

Según el paladar,
más excitante a degustar,
con un vino de valdepeñas,
“lo vamos a acompañar”.

Blanco o tinto,
según guste degustar,
con “jamoncito serrano”,
“tenemos para merendar”.

Y no podemos olvidar,
las gachas de pitos,
con harina de almorta,
“con tostones que están bien ricos”.

No pueden faltar,
con esta gastronomía,
deben de visitar ,
“estas delicias deben de degustar”.

Aquí en “ la mancha”,
tierra de “Don Quijote”
el apellido no puede faltar,
“porque la mancha es universal”.

Visitando los caseríos,
de tierra de labrar,
conocerás el origen,
“de una tierra sin igual”.

Debemos de cruzar,
las frontera de la montaña,
viajando por los molinos,
“son sus fieles guardianes “.

Como guardianes en el monte,
siempre van a estar,
tenemos históricos castillos,
“llenos de leyendas y cuentillos”.

Son las bellas historias,
para poder escuchar,
pero te transportarán,
“a su bella historia medieval”.

No tenemos al “mago Merlín”,
ni tampoco “rey Arturo”,
pero tenemos caballeros,
“históricos y grandes guerreros”.

Grandes hidalgos manchegos,
que en la historia tuvieron,
ilustres páginas de batallas,
“que en la mancha tuvieron agallas”.

No puedes olvidar,
si deseas buen comer,
a la Mancha debes de ir,
“y otro mundo vas a descubrir”.

Saborear un buen queso,
cabra ,vaca o oveja,
vente a “la mancha”,
“y allí te sentirás satisfecho”.

Allí te puedes hartar,
con nuestra gastronomía,
si un buen vino deseas tomar,
“como un Valdepeñas no tomarás”.

Ya sabes viajero,
te lo digo primero,
vivirás en el paraíso,
“pero el paraíso manchego”.

Con pan y vino,
se anda el camino,
pero saber mejor el pan,
“si esta untado de tocino”.

Si vas a la Mancha,
no te alborotes
porque estás en la tierra,
“de Don Quijote”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

” La vida es injusta”

En esta vida,
todo es libre,
somos libres de actuar,
“siempre conscientes de nuestros actos”.

Muchas de las personas,
confunden dos términos,
“libertad” no es lo mismo,
”que actuar con libertinaje”.

Pero lo más normal,
cuando se presentan las oportunidades,
somos libres de escoger,
“pero encontramos las barreras de la distancia”.

Así es nuestro corazón,
podemos tener mucha libertad,
conocer muchos corazones,
”pero nuestro corazón es caprichoso”.

Podemos tener al ser más lindo,
pero si el corazón no lo siente,
los sentimientos no mienten,
”y sólo se disfruta lo que siente el corazón”.

Por eso suele ocurrir,
que con un saludo,
se despierte un interés,
”una atracción impensable que no se esperaba”.

En ocasiones suele ocurrir,
que cuando un corazón se siente atraído,
a veces no puede ser correspondido,
“se puede enamorar de un corazón herido”.

Ahí es donde comienza el reto,
donde comenzar a ilusionar,
un corazón que destrozado,
“que destrozaron sus deseos de amar”.

Y cuando comienza a ver la luz,
se encuentra con la cruz,
aunque consiga abrir la ventana,
“la distanciase interpone con ganas”.

Puede llegar el momento,
que tengan un entendimiento,
pero en la distancia,
“el reto va en aumento”.

Podemos ver el mismo cielo,
calentarnos con el mismo sol,
pero tenemos un gran deseo,
“compartir el mismo amor”.

Por la noche suspirando,
pidiéndole a la luna llena,
que se concedan los deseos,
“sacando del corazón esa gran pena”.

En el día,
estando a pleno sol,
se le pide con el corazón ,
“dame sabiduría para conseguir ese amor”.

Con sólo una oportunidad,
para poder demostrar,
hasta dónde se puede llegar,
“para poder conseguir que vuelva amar”.

La vida es sólo una,
y los años se pasan ,
llegando las arrugas,
“lamentando las oportunidades perdidas”.

Una vida en soledad,
cuando no se puede cambiar,
es un dolor que se lleva,
“y nada ni nadie lo puede cambiar”.

Por eso en la vida ,
pedimos una tregua ,
en esta terrible condena,
”para vivir felices y sin penas”.

Vive la vida y se feliz,
la vida es un tren ,
que cuando un viajero se baja,
“pero el tren debe de seguir”.

Cuando en esta vida perdemos,
por circunstancias un amor,
siempre debemos de pensar,
“que la vida nos traerá otro mucho mejor”.

El amor es como un buen libro,
cada capítulo es una experiencia,
debemos de guardad todas,
“siempre nos dejan una lectura bien aprendida”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

” El beso de mi linda muñequita”

No haya nada más bello,
que sentir el amor,
un amor tan profundo,
“que me inspira mi linda muñequita”.

El jardín puede estar repleto,
de las rosas más bellas,
pero el jardinero se derrite,
“con su muñequita tan bella”.

No hay rosa más bella,
que ver la cara de ella,
brilla como una gran estrella,
“mi muñequita bella”.

El jardinero tiene talento,
pero como su corazón,
se lo entregó a su muñequita,
“con un beso se lo cautivó por completo”.

No hay belleza más espectacular,
que ver sus labios ,
tan lindos y angelicales,
“besar sus labios tan naturales”.

Los ojitos brillantes,
que muestran su felicidad,
cada vez que mis brazos,
“la rodean llenos de felicidad”.

Mi muñequita linda,
despliega un sinfín de felicidad,
para poder llenarlo de amor,
“su noble y gran corazón”.

No se puede tener ,
mejor tesoro recibido,
que el corazón tan amoroso,
”como el de mi muñequita linda”

Cuando sus manos tan sensibles,
acarician mi cuerpo,
como una pluma jugueteando,
“flotando por mi cuerpo”.

Cuando el viento,
acaricia sus cabellos,
tan bellos y brillantes,
“siento celos en cada instante”.

Es como beber agua del manjar,
que sale de su boca,
fresca como el agua,
“que mana del manantial sin parar”.

Es como un sabor celestial,
poder sus labios besar,
si los besas con amor,
“te los entrega con gran pasión”.

Si te los entrega con pasión,
esos labios ardientes,
me funden con su furor,
”la pena de cuando los tengo ausentes”.

Cuando los siento ,
con sabor a miel,
me hacen de sentirme,
“mucho mas enamorado que ayer”.

Cuando los haces enfurecer,
la dulzura se convierte,
en besos amargos,
”que amargan como la hiel”.

Pero no lo puedo negar,
cada vez que los puedo besar,
disfruto de una experiencia,
“que jamás los podré olvidar”.

Por eso mi linda muñequita,
es un angelito del cielo,
que si la llego a perder,
“sin ella de pena me muero”.

Para ti mi muñequita linda,
estos versos de amor,
que cuando saboreo tus besos,
“floto en el aire de pasión”.

“Saborear tus labios muñequita es deleitarse de amor y pasión”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

” Fièles a sì mismos”

Uno en esta vida,
debe de tener muy claro,
su forma de ser ,
“respetando siempre a todo el mundo”.

Desde que somos pequeños,
siempre nos buscan “espejos”,
pero en la vida la verdadera esencia,
”está en ser uno mismo”.

Si observamos el cielo,
es muy hermoso en la noche,
está lleno de estrellas,
“cada una tiene su propio brillo”.

Todas ellas juntas,
hacen un hermoso cielo,
cuando brillan todas juntas,
“hacen un maravilloso universo”.

Así somos las personas,
cada persona debemos de ser,
siempre uno mismo,
“nadie debe de ser espejo de nadie”.

Por eso yo soy el primero,
que me aplico el cuento,
desde muy pequeño,
“me fragüe mi forma de ser”.

A veces una persona,
por intentar de ser,
como desean los demás,
”te arrepientes de dejar de ser tu mismo”.

Lo primero en esta vida,
es tener “amor y respeto”,
respeta y ama a los demás,
”y serás amado y respetado”.

Ser siempre “consciente de tus actos”,
observar antes de actuar,
y nunca le hagas a los demás,
”lo que no desees que te hagan a ti”.

Nunca ser “espejo” de nadie,
cada persona es como es,
ahí está la esencia natural,
“de ser uno mismo siempre”.

“Valora” por encima de todo,
lo que consigues con tanto esfuerzo,
porque no existe beneficio,
“sin sacrificio anterior bien sufrido”.

Nunca tengas “envidia” de los demás,
nadie sabe la suerte de nadie,
a veces en la pobreza,
“podemos tener demasiada riqueza”.

Tratar siempre con “educación”,
la educación es un tesoro,
y tratar siempre con educación,
“así serás tratado y respetado”.

Valora siempre a los “mayores”,
porque ellos nos valoraron siempre,
y si nos ponemos a pensar,
“nosotros vamos en su mismo camino”.

Nunca “subestimemos” a los jóvenes,
a pesar de toda su inexperiencia ahora,
necesitan de nuestra comprensión y consejos,
“para ser los hombres y mujeres del mañana”.

Debemos de “valorar” siempre a una mujer,
porque de un momento de amor,
ellas lo transformaron en el milagro,
“de darnos la vida dentro de su ser”.

Nunca “ maltratar” a una mujer,
porque tenemos hijas o hermanas,
y nuestra amada “madre”,
“y nunca consentiremos que nadie las maltrate”.

Y para mí la más “importante”,
uno debe de estar “muerto”,
ante que verse “sometido”,
“prefiero antes morir que vivir arrodillado”.

Nunca te “metas” en la vida ajena,
cada persona es “libre de vivir”,
sea para” bien o para mal”,
“con sus defectos y sus virtudes”.

Pero lo más importante en “la vida”,
cuando hagas “alguna acción”,
la haces siempre de “ puro corazón”,
“sin desear nada a cambio ni ser interesado”.

“Las personas se conocen por su educación, no cuesta nada pero queda elegante”.

“El respeto para ser en la vida, para poder ser siempre respetados”.

“Ser sí mismos, y no tener que vivir enfrente de un espejo”.

“tener un gran corazón, es el mejor legado de nuestros mayores”.

“Si todo el mundo fuese así , seríamos un mundo solidario y humanitario”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

“Nuestro amor a la distancia”

Todo comenzó con un hola,
cuando éramos unos desconocidos,
pero por capricho del destino,
“nos unió en nuestro camino”.

Con un breve saludo,
se cruzaron nuestras miradas,
y temerosas nuestras voces,
“se cruzaron unas tímidas palabras”.

De unas lindas palabras,
se convirtieron en saludos,
nació una maravillosa amistad,
“que nos cautivó a los dos”.

De la linda amistad,
al pasar el tiempo,
nació un sentimiento,
“que hoy nos tiene felices y contentos”

Del sentimiento que tenemos,
dio paso a un pensamiento,
de ese pensamiento profundo,
“se convirtió en un bello momento”.

De ese bello momento,
nació un cariño,
que día a día,
“se hace mayor como un niño”.

Una necesidad indispensable,
de sentir un saludo,
un buenos días “mi amor”,
“un despertar inolvidable”.

Extrañándonos en todo momento,
la necesidad de nosotros,
saber dónde estamos cada momento,
“como caminan nuestros sentimientos”.

Cada que te alejas,
deseo saber que sientes,
que es lo que piensas,
“si me extrañas como yo a ti”.

Esa necesidad que siento,
de sentirte a mi lado,
aunque lejos estemos ,
“ahora en este momento”.

Ese deseo de sentirnos,
día a día va aumentando,
se va multiplicando,
“y por momento va creciendo”.

Amor donde estás,
deseo sentirte a mi lado,
aunque tu voz me acompaña,
“la distancia no engaña”.

Cierro los ojos al oírte,
el escuchar tu voz,
así imaginó sentirte,
“y a mi lado desearía tenerte”.

Un escalofrío invade mi cuerpo,
una extraña sensación me atrapa,
se me agudiza el deseo,
“te siento conmigo y no te veo”.

Mis labios desean besarte,
tu dulce miel saborear,
mi mente no para de imaginarte,
“que maravilloso es soñar”.

Un amor en la distancia,
no cambian el sentimiento,
sentir esta bella sensación,
“para poder estar enamorados los dos”.

Los amores más intensos,
pueden estar lejos,
porque el verdadero amor,
“se siente en el corazón”.

El corazón no entiende,
de distancias ni momento,
siempre se debe de vivir,
“intensamente en cada momento”.

Miguel de la mancha
(poeta y escritor)

” Mi fiel compañera”

Hoy como todos los días,
eres mi fiel compañera,
eres mi inseparable compañía,
“tanto de noche como de día”.

Nunca jamás me abandona,
me acompaña y cuida,
me relaja en mi cansancio,
“me anima en mi dolor”.

Sólo necesito llegar a ti,
para encontrar siempre alivio,
descargar todas mis penas,
“contigo todo lo olvido”.

Ayudándome a decidir,
en todas las situaciones,
aunque sean más duras y difíciles,
“y siempre puedo contar contigo”.

Hoy me atrevo a bendecir,
darte un millón de gracias,
que sigas siendo tan fiel,
“tan confidente y amorosa”.

Mimas siempre mi cabeza,
descargas todas mis penas,
me ayudas a decidir,
“para surgir de con entereza”.

Uno y todos los días,
bendita tú seas,
sigue siendo siempre tu misma,
“contigo siempre seré yo mismo”.

No me vayas a abandonar,
siempre estás conmigo,
tú me alientas siempre,
“con mis dolores de cabeza”.

Tú me hacer conciliar,
siempre todos mis sueños,
tú eres mi paz,
“y mi mejor consejera”.

Te convierte para mí,
en la paz en mi cama,
conoces toda mi alma,
“contigo siempre vivo en calma”.

Siempre te das cuenta,
de todos mis problemas,
los más grandes y graves,
“hasta mis erróneas tentaciones”.

Con solo mirarme a los ojos,
comprendes todo de mí,
hasta mis deseos profundos,
“y sean los más ocultos y oscenos”.

Recorres toda mi mente,
pasando por mis nobles,
y bellos sentimientos,
“ hasta mis dolores del corazón”.

Mis sufrimientos y desengaños,
a ti mi noble compañera ,
mi infatigable sufridora,
“aunque nunca me hables”.

Eres la dueña de mis sueños,
siempre estas dándome consuelo,
ya sea en las alegrías,
“o en los retos y duelos”

Este es un gran homenaje,
mi adorable y querida,
mi bella almohada,
“tú eres mi linda compañera”.

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)

” Soy de Los Cortijos”

En un lugar de la mancha,
como dijo Miguel de Cervantes,
para descubrir una tierra mágica,
“haciendo de La Mancha una tierra universal”.

Si no existiese ese lugar,
yo no estaría presente,
para poder dar fe de ello,
“con orgullo soy cortijero”.

Ya sea de los “arribeños”,
o sea de los “casabajeños”,
pero que lo sepa el mundo entero,
“orgullosos de ser cortijeros”.

Entre montes de chaparros,
quejigos y alcornoques,
sirviendo su corteza,
“para darle vida al vino manchego”.

Los jarales visten de color,
en plena primavera,
visten el monte de color,
“el bello monte haciéndolo multicolor”.

Los tomillos tienen el honor,
de ser el gran motivo,
cuando el tomillo honra ardiendo,
“la gran noche de las hogueras de Santa Lucia”.

El chaparro cumple el cometido,
de la noche más caliente,
en las hogueras de “San Antón”,
disfruta y se calienta toda la gente.

El romero sirve de cama,
a los pastores de cabras,
cuando están en la noche,
“durmiendo en el monte con su ganado”.

La chicharra canta,
bajo el sol más justiciero,
cuando el sol derrite,
“hasta el sombrero del cortijero”.

Para calmar su sed,
el corazón de la sierra,
tiene su tesoro corriendo,
“el fresco agua de la fuente Motril”.

Si no tienes “alberca”,
para poderte remojar en la huerta,
te vas a la loma,
“allá esta la piscina municipal”.

La loma es la frontera,
entre los dos “Cortijos”,
dos pueblos separados,
“fundados por dos hermanos”.

Las migas han de servir,
para servir de “almuerzo”,
con leche de cabra,
“para el buen cortijero”.

Un buen cocido “pa´ comer”,
con garbanzos de la tierra,
con chorizo y morcilla,
“y un buen tocino pa´untar con pan”.

Pero con un buen vino,
pan con jamón,
o queso manchego ”pa´picar”,
“se levanta de siesta pa´merendar”.

Y así cae el sol,
detrás de la “sierra”,
el sol se oculta,
“termina la jorná del cortijero”.

Cuando canta el grillo,
el cortijero está de recogida,
la noche se acerca,
“a por las gachas de pitos bien servidas”.

También tenemos nuestra ermita,
al final del monte “la cuerdecilla”,
subimos de romería,
“y celebramos un gran día”.

Tenemos nuestro pantano,
para que veas no falta de nada,
un lugar para disfrutar,
“y nunca te cansarás de disfrutar”.

Para nuestros visitantes,
tenemos cabañas y casas rurales,
todas en plena naturaleza,
“para disfrutar del campo en su belleza”.

Las sierras nos cobijan,
como grandes fronteras,
así ejercen las “sierras”,
“como la frontera de nuestra tierra”.

La mancha existe no es invención,
Miguel de Cervantes no llegó ,
a visitar “Los Cortijos”,
“porque el Quijote viviría feliz sin tener locura”.

“Ser cortijero es un orgullo en el mundo entero”

Miguel de la Mancha
(poeta y escritor)